La chica azul – Charles de Lint

Cuando Imogene, su madre y su hermano se mudan a Newford, ella decide reinventarse a sí misma, esta vez no va a ir en busca de problemas. Rápidamente llega a conocer a dos personas muy diferentes. Maxine es una “chica buena”, siguiendo un plan de vida estricto.

Imogene ayuda a Maxine a aflojar y romper algunas reglas, y Maxine, a su vez, la mantiene en el lado estricto y recto. El otro nuevo amigo de Imogene es un poco más inusual. Su nombre es Adrian. Es un fantasma. Adrian murió cuando saltó de la azotea de la secundaria en 1998, y se ha quedado desde entonces. Él se ha encaprichado enormemente con ella, tanto es así que quiere ver a las hadas, las cuales también frecuentan la escuela. Las hadas invaden los sueños de Imogene, difamando la línea entre lo irreal y lo real. Cuando su amigo imaginario Pelly de su infancia se manifiesta, Imogene sabe que algo va realmente mal. Con Maxine, Adrian, y la ayuda de Pelly, Imogene desafía las fuerzas oscuras de las hadas.

DESCARGAR

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s